jueves, 27 de octubre de 2011

Entreno



5:45 AM, me despierto, miro por la ventana y me asomo; cielo raso, no hay viento y 5 grados de temperatura ¡Perfecto!.
Comienzo a prepararme sin hacer ruido y a las 6:00 AM a la calle a calentar.
10 minutos de trote cochinero más algún ejercicio de técnica de carrera hacen que esté preparado así que comienzo a correr por el barrio.
No veo a nadie por ningún lado, algún coche se dirige al trabajo y varios camiones se disponen a repartir sus productos.
Me alejo poco a poco de las luces de la ciudad y me adentro por el camino con dirección al pantano de la Grajera. A mi alrededor silencio y cada vez más oscuridad. Mis ojos se van adaptando, oigo mi respiración, los pasos contra el suelo y dejo la mente en blanco, solo corro.
Tras llegar al pantano que tantas veces visito bebo agua y media vuelta. Voy apretando el paso, las luces de la ciudad llegan a cegarme por momentos pero no me importa, sigo disfrutando dando zancadas.
Vuelvo al barrio y continuo corriendo por él; mis pasos se aceleran y voy jugando con cambios de ritmo notando como mi respiración se acentúa.
Llego a la hora y quince minutos, termino con una cuesta en sprint y a casa a desayunar.
Nada más abrir la puerta oigo la risa de mi hijo que se acaba de despertar ¿hay algún recibimiento mejor?.
Me ducho, desayuno y al trabajo con una sonrisa en la cara.
ME GUSTA CORRER

9 comentarios:

Bel_ga_rion dijo...

El hacer deporte por la mañana hace que lleguemos a trabajar a tope de energia y de buen humor, pero como dice el dicho, "ya verás que viene alguien y lo jode" :-)

Miguel Mij-Mij dijo...

Otro que se apunta a los madrugones, pues nada, mientras el tiempo acompañe es verdad que es un placer tener todo el día por delante con los deberes hechos.

Barroso dijo...

Joder es de merito los madrugones que te pegas pero claro si tu lo ves asi mejor pues adelante,saludos

Angel Luis dijo...

Es la mejor forma de empezar el día, te carga las baterías y además no le quitas tiempo a la family.

Saludos..

Antonio Morales dijo...

Esos madrugones me recuerdan a la etapa de recien nacidos de mis hijos. Qué buenos recuerdos. Llegas al trabajo hecho un toro...lo malo es el bache de las 12 o la una..

Alfredo dijo...

Que buenos rodajes mañaneros. Yo este año no puedo hacerlos y los echo de menos-
Un saludo.

Abuelo Runner dijo...

Un dia redondo, el entreno ideal,por la zona que mas te gusta, buenas sensaciones y encima quien mejor que tu hijo.. nada mas llegar a casa.
En dos días Raul, tienes un runner nuevo en la familia..el tiempo pasa volando.

Gontzal dijo...

Bua, con todos mis respetos: estás locoooo!

Gustavo Piacenza dijo...

Hola Raúl,

Muy buena crónica de tu entreno te has mandado....me parece estar corriendo a tu lado
Por aquí con algunos problemas para comentar los blogs de los amigos, si puedo comento, mientras sigo corriendo
un abrazo,
Gustavo